Todas las entradas de Lugares

Un café del Village

Hace ya unos años que visité Nueva York. Era un lugar mítico para Mónica y para mí y al fin nos lanzábamos a cumplir el sueño. Pero suele ocurrir que la primera vez que viajas a la ciudad de ciudades, la realidad no se corresponde con expectativas y objetivos. Es un lugar tan referencial, que conoces tan bien a través del cine, la televisión, los libros…que no puedes evitar sentir una gran extrañeza teñida de familiaridad. Resulta muy desconcertante.

El paisaje forma parte de tu vida, piensas ingenuamente que es a tu medida, que lo puedes abarcar y te propones planes descomunales para patear y absorber la experiencia.

Leer más…

Festival de cine popular de Sitges

Para un cinéfilo acudir a un festival es el placer entre los placeres, para cultivar y repetir. Hace muchos años, en 1998, visité el de San Sebastián, uno de los cuatro grandes (junto a Cannes, Berlín y Venecia), y recuerdo disfrutar como nunca con sesiones de 3 y hasta 4 películas al día en plan enferma, pero enferma feliz. También he conocido otros más pequeños que se celebraban en Valencia, como la Mostra o Cinema Jove. Nada que ver en ritmo, ambiente y calidad de programación. Pero este año he descubierto el Festival de Cine Fantástico de Sitges, y ha sido un feliz descubrimiento.

Leer más…

Benvinguts al Cabanyal

Como cada año desde hace trece por esta época el Cabanyal abre sus casas a forasteros con la celebración del Portes Obertes. Este barrio, estandarte de la lucha ciudadana en Valencia ante los atropellos del Ayuntamiento, no se ha resignado ni mucho menos y con actividades como ésta demuestra que está muy vivo y además se da a conocer. La iniciativa ha ido creciendo con el tiempo.

No sé a quién concretamente se le ocurriría pero siempre que voy todos coincidimos en que es una idea sensacional. En la Plataforma Salvem El Cabanyal llevan tres lustros en primera fila de la lucha contra la destrucción del barrio y este acontecimiento se ha convertido en cita anual ineludible, llena de encanto y espíritu festivo. Porque si durante el año hay reuniones semanales, manifestaciones, actuaciones judiciales,… estos quinces días son para mostrar las mejores galas, para movilizarse desde el sentido lúdico, poniendo el énfasis en el orgullo de clase (sí, eso, por mucho que se empeñen, todavía existe, que lo dice hasta Warren Buffet), en la alegría de las casas (y sus magníficas terrazas), en la charrada y en la idea de compartir.

Leer más…

Oli-ba-ba

A veces sobran las palabras. Me pasa con ésta. El mítico chiringuito de la playa de Oliva (la de Aigüa Blanca) que siempre había resonado y que finalmente nunca terminaba de encontrar y casi ni buscar de verdad. A final de 2010, después de una y mil vicisitudes personales proclamé que 2011 sería el año del placer. Y si lo ha sido en parte ha sido gracias al Oli-ba-ba, punto de referencia del verano. Un nuevo tótem. Leer más…

Un lugar donde crecer en paz

De repente un día ocurre que la arquitectura cobra todo el interés para ti, aunque seas completamente pez. Un artículo, una fotografía que encuentras al azar y te resulta evocadora, o un rincón de la ciudad por la que estás caminando y que resulta revelador por su encanto.

Eso precisamente me ocurrió cuando leí y releí la deliciosa entrevista a Kazuyo Sejima en EPS (“Camino hacia la extrema sencillez”) o este artículo en EP hace unos meses (ambos de la estupenda Anatxu Zabalbeascoa). Era una noticia sobre la inauguración de la Universidad Infantil de Gandía, obra de los arquitectos Ángela García de Paredes e Ignacio García Pedrosa, que han creado un espacio cuidado y armónico, abierto al aprendizaje de disciplinas artísticas. Sencillamente, fue contemplar esta fotografía, y…transportarme. Ese patio rodeado de hermosas moreras es un lugar de lo más pacífico y evocador, ¿no es cierto?

Leer más…